Batman: Diferentes series

Batman: La Broma asesina

En este especial y número único de Batman nos encontramos con uno de los grandes del cómic, Alan Moore, que acompañado de Brian Bollan a los lápices y John Higgins al color nos presentan un nuevo enfrentamiento entre Joker y Batman.

El murciélago ha descubierto que su eterno enemigo, Joker, ha huido de su prisión. Irá a ver al impostor que le ha suplantado en la cárcel para obtener del mismo el nuevo destino de Joker.

Joker por su parte ya ha encontrado un nuevo lugar para sus funestas bromas, se trata de un viajo parque de atracciones, en el que la casa del terror se ha de convertir en la principal pesadilla del comisario, que en tantas ocasiones ha sido un incondicional de Batman.

Pero nos se trata tan solo de una nueva batalla entre dos viejos enemigos, en este título encontraremos el origen de Joker, en una versión en la que la locura de un asesino nace de la desesperación, de las aspiraciones frustradas y de un profundo amor hacia su esposa y futuro hijo. Una historia tan humana que casi nos convence de disculpar las pesadas bromas de Joker, un hombre fracasado, con una mujer y un hijo en camino a los que alimentar y proporcionar un hogar, al que el destino gastará una broma macabra.

Su fracaso como humorista encuentra un punto de salida en un atraco que se presenta fácil, a la par que productivo y que le permitirá proporcionar a su familia lo necesario. En la misma noche, en que estaba previsto dar el golpe, su esposa morirá y con ella su futuro hijo. Su intento de echarse atrás en el atraco, se encontrará con la oposición de sus compinches, y el azar hará el resto; un escape de productos químicos le convertirá en el hombre que responde al nombre de Joker.

A este Flash Back seguirá el enfrentamiento entre Batman y Joker, viéndose obligado el primero a liberar al comisario y a su hija de la locura de Joker. Pero por encima del enfrentamiento, esta historia destaca la verdadera relación entre ambos personajes. Los dos se reconocen en su oponente como víctima de un pasado trágico, aunque el destino les ha situado en lados opuestos de la justicia. Ninguno de ellos desea de verdad acabar con la vida del otro.

Un cómic obligatorio para todos los amantes de los superhéroes y por supuesto para los seguidores el murciélago y muy recomendable para todos los que quieran disfrutar de una buena historia

Batman: El señor de la noche

Tras Tierra de Nadie comienza una nueva etapa en las colecciones de Batman, es el momento de buscar nuevos enfoques, de continuar con el excelente trabajo que se ha venido llevando a cabo en la oficina del Murciélago, y de atraer a nuevos lectores. Y es por eso por lo que este es un bueno momento para acercarse a estas colecciones, no sólo por el buen hacer argumental del que dan fe estos números (y los siguientes, y es que Batman goza desde hace años de una gran calidad) sino también porque este es un nuevo comienzo, no ya sólo para Batman, sino para la propia Gotham City. Una ciudad que fue herida por un terremoto y condenada a muerte por un Gobierno no interesado en curarla ante el elevado coste que supondría. Una ciudad que sobrevivió a un año sin ley, un año encerrada en sí misma. Una ciudad que ahora renace, cura sus heridas y que se convertirá en una ciudad para el Tercer Milenio.

Pero no todo es tan prometedor como debería, al menos en cuanto al futuro de Gothan, ya que Gotham es también una ciudad que ofrece numerosas oportunidades, tanto legales como ilegales, de prosperidad, lo que atraerá a gran cantidad de indeseables dispuestos a aprovecharse de esta nueva Gotham que aún no dispone de medios para defenderse. Gotham es una ciudad herida a la que muchos quieren curar y hacerla renacer y a la que muchos también quieren curar para explotar. Es inevitable un choque entre ambas posturas, la ley contra la corrupción, el bien contra el mal, policía contra mafias, los componentes del género negro hacia los que últimamente y acertadamente se han estado orientando las colecciones de Batman. En esta situación es inevitable preguntarse por los personajes alrededor de los cuales ha girado la colección a lo largo de un año, Batman y James Gordon. Cómo viven esta situación de recuperación por la que han estado luchando durante un año, un largo año de soledad que se ha cobrado un alto precio en ambos. Y el que mejor parece llevarlo es Batman, que se enfrenta a una jornada laboral inacabable, con gran cantidad de problemas ante la llegada de cinco grandes magias dispuestas a asentarse en Gotham City a la vez que se preocupa por el estado anímico de su amigo James Gordon, que sufrió la perdida de su mujer a manos del Joker al final de Tierra de Nadie, y que ahora lucha por reconstruir el cuerpo de policía de Gotham y la ciudad misma a la vez que busca sentido a su vida.

Por lo demás veremos cómo afectan al Detective y a la propia ciudad las intrigas que los agentes de Ra´s Al Ghul están llevando a cabo enfrentando entre sí a las mafias de Gotham con un propósito que, sin duda, no beneficiará a Batman. Conviene destacar al nuevo enemigo del Detective (enviado por Ra´s), que promete hacerle pasar por muchos apuros, además de añadir cierta carga sexual a su enemistad con este, Susurro A´Daire, genial personaje que aportar a la galería de enemigos de Batman.

La verdad es que la serie ha comenzado muy bien, el trabajo de Greg Rucka y de Shawn Martinbrough es sensacional y hacen que valga la pena comprar el comic tanto por uno como por otro, si los sumamos a ambos es obligatoria su adquisición. Además no conviene olvidar las portadas de Dave Johnson, verdaderas maravillas que dan el toque de gracia.

Batman. El resto es silencio

Batman. El resto es silencio de David Hernando es una obra que llevo esperando desde hacía tiempo, ya que prometía resumirnos sino toda, al menos gran parte de la historia de Batman, un personaje que debido a la mala fortuna no ha tenido en España la publicación que, sin duda, merecía.

 

Y en el apartado de resumir la vida y azares de Bruce Wayne, Batmoan. El resto es silencio, cumple con mayor o menor acierto. Además David Hernando nos va detallando los azares que dieron pie a la creación, consolidación y proyección mundial de Batman, así como a las relaciones entre los autores y editores y los “malos rollos” que trajo el que Bob Kane mantuviese el copyright y explotase a decenas de autores sin reconocerles el mérito que estos tenían en la creación de Batman.

 

Batman. El resto es silencio es pues un libro interesante que tan sólo falla en el intento de resumir la vida de un personaje con más de 60 años a sus espaldas, con varias películas, series de televisión, libros y, como no, series de comic. David Hernando pretende abarcar demasiado en poco espacio y el libro genera la sensación de ser un resumen de lo que debería haber sido el verdadero libro, que debería ocupar más de 500 páginas para poder satisfacer mínimamente la historia de Batman en los comics, y eso sin tener en cuenta las series del resto de la familia de Batman o las múltiples apariciones de éste en la pequeña y en la gran pantalla.

 

Decía que David Hernando pretende abarcar demasiado, y eso no acaba de ser del todo justo ya que es cierto que en este libro nos hace un resumen bastante jugoso de los más de 60 años de vida de Bruce Wayne, de sus películas, comics y series, no es culpa del autor del libro el no poder concentrar en tan pocas páginas la historia de uno de los iconos que nos ha dado el siglo XX. El trabajo de Hernando en este libro dota de grandiosidad a Batman, nos orienta en las distintas etapas que este personaje ha vivido y, sin poder evitarlo, nos señala cuáles son las que, según el autor, merecieron realmente la pena (la mayoría de las veces aquellas que no tienen relación con decisiones impuestas por las “altas esferas”). Total que al final uno se queda deseando que Norma se decida a recuperar el Batman de Neal Adams, el de Englehart, “Una muerte en la familia” y tantas y tantas etapas que o nunca fueron publicadas o no son fácilmente adquiribles en nuestro país.

 

Es curioso pues que un libro que incita tanto a la lectura de Batman haya sido publicado por una editorial, Dolmen Editorial, que no es la propietaria de los derechos en España (aunque David Hernando también colabora con Norma en artículos y correos del lector).

 

En cuanto a la edición del libro no hay que dejar de mencionar que a pesar de que el libro abarque casi 300 páginas se pueda leer en un par de tardes y es que la maquetación puede no hacer notar que tampoco es tanto el texto como parece, lo que nos obliga a protestar porque no se haya incluido la guía de comics que David Hernando ha publicado en www.guiavisual.com que hubiese otorgado mayor entidad al libro.

 

A pesar de estos dos detalles negativos,  Batman. El resto es silencio, es un libro muy interesante hecho con amor y muy ameno. Totalmente recomendable para los aficionados de Batman y de aquellos que quieran saber más sobre el personaje.

Batman. La Sombra del Murciélago

Norma Comics comienza una nueva serie dedicada a Batman con el título Batman. La Sombra del Murciélago, con el objetivo de recuperar las historias de la serie Batman que guionizó Larry Hama y que cuenta con Scott McDaniel como encargado de los lápices.

     Lo cierto es que mientras las otras series de Batman contaban con guionistas mucho más eficaces a la hora de tratar el mundo de Bruce Wayne en esta serie los editores pronto vieron que Larry Hama se había equivocado al orientar las historias que pretendía contar, aunque, desde luego, el dibujo de Scott McDaniel logra que se compense en gran parte la adquisición del comic, aunque nadie podría ocultar que el nivel de las historias de Larry Hama es bastante bajo y que no parece tener muy claro sobre quién está escribiendo, y es que este personaje ni es Batman ni es Bruce Wayne y, desde luego, las historias que se presentan en este primer número, no son para nada acertadas y que la primera sería mucho más adecuada para el Capitán América, la segunda para Superman, la tercera un Tales of Terror y la cuarta para un Tales of Suspense, vamos, que Hama parece haber echado mano de su archivo de historias rechazadas por varias editoriales y, tras un ligero lavado de cara, las adapta a Batman de mala manera.

    El trabajo de Scott McDaniel, sin embargo, es muy bueno, pocos autores interpretan tan bien como él a Batman y pocos saben situarlo en unos escenarios tan interesantes y apropiados, lo cierto es que Scott McDaniel no se maneja tan bien con el mundo de Bruce Wayne, pero dado que Larry Hama no se acuerda de él, el posible problema que pudiese tener McDaniel para dibujarlo se soluciona. Sólo por el gusto de ver dibujar a Scott McDaniel valdría la pena hacerse con el comic.

    La edición de Norma Comics es bastante buena ya que además de presentar los cuatro comics (y es que ese parece ser el formato habitual para Batman ahora) se nos ofrece un correo de lectores que, en esta ocasión, firma Carles Miralles, el editor. 

    Lo cierto es que en estos comics podemos ver claramente el error que cometen los editores de Batman al ofrecer tantas colecciones del Detective porque sí, sin preocuparse de que la serie tenga la calidad necesaria o de que el guionista sepa qué demonios está intentando contar, Hama parece haber equivocado la época en la que ubicar sus historias sobre Batman (aunque, claro, los últimos guionistas de Batman parecían haber olvidado quién era el protagonista de la serie y estaban más preocupado en contar, buenas, historias sobre el cuerpo de policía de Gotham City).

    En definitiva esta no es la mejor etapa argumental de Batman, aunque sí una de las mejores etapas a nivel gráfico y es que estando Scott McDaniel que se quite Jim Lee

    El potencial comprador de esta serie debería valorar claramente lo que va a comprar, afortunadamente el próximo número contará con Ed Brubaker, un guionista, actualmente, mucho más capaz que Larry Hama, aunque también se olvide de Bruce Wayne y de Batman para contar sus historias ya que, estas, al menos son interesantes.

Batman: La maldición cayó sobre Gotham

hspace=0    Dudo que haya ningún otro dibujante al que la obra de H.P. Lovecraft le haya supuesto una influencia tan poderosa como a Mike Mignola, sorprende ver lo recurrente que éste es en la obra del genial dibujante. En el especial Otros Mundos, Batman: La maldición cayó sobre Gotham, Mignola vuelve a demostrarnos que es un enamorado de la obra del escritor.

    En este Otros Mundos se nos plantea un mundo alternativo a caballo entre el siglo XIX y el XX en el que el asesinato de los padres de Bruce Wayne no es un simple hecho fortuito motivado por un robo, hay una amplia historia detrás que Bruce Wayne irá conociendo y desgranando poco a poco mientras intenta evitar que un dios maléfico se alce y destruya Gotham. Para ello deberá realizar una rápida investigación de sucesos paranormales mientras recibe la ayuda de varios personajes conocidos por los seguidores de Batman a los que Mike Mignola y Richard Pace han dado un giro de tuerca interesante.

    En el apartado del guión tenemos a Mike Mignola y Richard Pace ofreciéndonos una historia repleta de homenajes, o copias directas, del mundo de H.P. Lovecraft pero que además goza de muchos otros detalles que la hacen interesantes, aunque sean, principalmente, los típicos de los Otros Mundos, esto es, ver qué ha sido de los personajes ya conocidos en este universo alternativo. aún así la ambientación y la historia están muy logradas y el comic se lee con facilidad e interés.

    En cuanto a los dibujos contamos con Troy Nixey que, a tenor de lo visto aquí, no es sino un dibujante claramente influenciado por Mike Mignola (motivo por el que seguramente haya conseguido el trabajo), aunque no alcanza, en ningún momento, la genialidad de éste. Aún así es justo reconocerle que narra bastante bien y que sus escenarios y ambientaciones están muy conseguidos. Aunque por otra parte habría que recomendarle que trabajase en el dibujo de los personajes, especialmente las caras, ya que el parecido con los originales no está muy logrado que digamos. En resumen, sin leer los títulos de crédito, uno pensaría que esta mirando un trabajo muy primerizo de Mignola.

    En cuanto a a la edición de Norma hay que comentar que está bastante bien, con un look interior mucho más conseguido y con el detalle de incluir las portadas originales (realizadas por Mignola) entre capítulo y capítulo del comic, en el lado negativo tenemos lo de siempre; la falta de artículos sobre los autores, detalles sobre la obra, H.P. Lovecraft, etc.

     Batman: La maldición cayó sobre Gotham no es precisamente el mejor Otros Mundos que se ha publicado en nuestro país, pero ni mucho menos es el peor, la obra es muy entretenida y el apartado del guión es de los más interesantes, quizás su punto flaco esté en el dibujo, pero aún así merece la pena echarle un vistazo.

   


 




Autor:


« Volver